Mal cominezo no significa mal final

A veces, cuando una semana empieza mal, pienso para mí, “¿No podría llegar el domingo ya…?”

Esta  ha sido una de esas. El lunes fue un día horroroso. Malo en todos los frentes, la verdad. El martes no empezó tampoco muy bien, confirmando el mal pronóstico… pero el desayuno me devolvió la fe, y la semana ha ido a mejor. Y cada vez a mejor.

Merece la pena no dejarse arrastrar por el mal cuerpo que un mal comienzo te deja, y darle una oportunidad, y esto reza para cualquier cosa.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Uncategorized. Guarda el enlace permanente.

2 respuestas a Mal cominezo no significa mal final

  1. Rapunzell dijo:

    jajajajaja…

    Me alegro mucho de verte contento, maldito publicista subliminal.

    Te quiero 🙂

  2. Earendil dijo:

    Excelente. Es una buena enseñanza, hay que estar abierto; y como decía Serrat, por muy alto que nos coloquen el listón, hay que brincar con la intención de ser felices.

    Un abrazo compadre.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s